Cuarta Gama

cuarta gamaEl tratamiento de la verdura para su posterior comercialización, bien como producto fresco, elaborado o de IV gama, conlleva inevitablemente la proliferación de microorganismos nocivos para la salud y el producto, incluso en empresas que cuentan con la más moderna tecnología. Este hecho constituye el principal origen de los puntos críticos definidos en los sistemas de APPCC de las industrias dedicadas a estas actividades.

La tecnología del ozono, poderoso desinfectante apto para uso alimentario, resuelve eficazmente los problemas de contaminación microbiológica y química en los puntos problemáticos. Los criterios de definición de Puntos Críticos y la metodología aplicada a la solución del problema, pertenecen al “know-how” de Cosemar Ozono, y permite resolver problemas tradicionalmente mal planteados.

Riesgos:

1. Contaminación biológica

Recepción de materia prima contaminada: incorporación al suelo, cinta y maquinaria de  Enterobacterias, Coliformes, Shigellas, Flora esporulada, etc.

2. Contaminación química

Debida a plaguicidas procedentes de la materia prima, así como moléculas aromáticas que pueden interferir con los caracteres organolépticos del producto final.

Consecuencias:

  1. Acortamiento de la vida media del producto

Debido a la presencia de microorganismos responsables de la putrefacción que, desde la superficie del producto, descomponen los alimentos.

  1. Toxiinfecciones alimentarias

Entre las consecuencias más graves de la contaminación química o biológica de los alimentos, se encuentran las toxiinfecciones alimentarias.

  1. Devaluación de imagen de la marca

Además de los evidentes problemas humanos que acarrean las toxiinfecciones alimentarias, una vez determinado el foco de la intoxicación, las consecuencias económicas y de imagen son irreparables.

¿Quieres más información? Contacta con nosotros