Uso de generadores de ozono en clínicas y hospitales

La asepsia y la séptica en cualquier centro sanitario se ha ido poniendo de manifiesto a lo largo de los años cada vez más gracias al incremento de la investigación en estos procedimientos para lograr que el contagio de cualquier tipo de enfermedades infecciosas sea cada vez menor, sobre todo en el caso de esas bacterias que son tan resistentes a los antibióticos.

Hace tiempo que se descubrió que el medio principal por el que se transmiten las diferentes enfermedades es el aire y por eso los métodos que más se han ensayado van todos ellos encaminados a una correcta esterilización de éste.

Uso de generadores de ozono para desinfectar centros médicos

La propagación de las infecciones pueden venir tanto de una persona que esté sana hasta de una persona que sea portadora de distintas bacterias y que al hablar, al toser e incluso al respirar, salgan diferentes bacterias que pasen por el aire adherida a unas minúsculas gotas de saliva.

Las que son de mayor tamaño no tardarán en posarse sobre el suelo, sobre el mobiliario, sobre cualquier objeto o incluso sobre la piel de las personas. En cambio las partículas más diminutas seguirán flotando durante más tiempo y cuando una persona las respira pueden llegar hasta sus vías respiratorias o sobre sus manos, siendo el punto de partida para comenzar con las infecciones.

De esta manera las salas de operaciones y las de cura son algunos de los lugares que más amenazas sufren ya que pueden depositarse sobre las heridas constituyendo un obstáculo muy grande para la curación de las mismas.

Por eso es muy importante comenzar a esterilizar todo el aire que rodea a los objetos y a las personas y que son el medio de infección y de contagio principal.

Hasta hace un tiempo relativamente corto no se había descubierto aún los resultados tan satisfactorios que supone la  utilización de generadores de ozono en estos casos, ya que el gran poder antioxidante de este gas, aplicado en sus dosis correctas sobre el aire consigue producir un efecto fulminante en cualquier tipo de microorganismo destruyendo su ADN y evitando por tanto su reproducción, garantizando por tanto una perfecta asepsia.

Si quieres ver más información sobre la desinfección con ozono en hospitales sigue este enlace ¿Cómo desinfectar hospitales?

También te puede interesar leer alguno de los siguientes artículos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *