Eliminación de bacterias en clínicas médicas con ozono

La eliminación de bacterias en clínicas médicas con ozono es una necesidad, una absoluta prioridad, obviamente. La presencia de virus, bacterias, hongos y polución en general se concentra de un modo especial en estos espacios de gran afluencia de gente, con el riesgo que ello conlleva en cuanto a infecciones y contagios de distinta gravedad.

Eliminar bacterias y virus en clínicas con ozono

Tanto el personal sanitario de las clínicas médicas, como los pacientes y acompañantes sufren este problema y, por extensión, también aquellas personas que se relacionen con éstos. Se trata, en suma, de un problema de salud pública, que afortunadamente, puede controlarse de forma automatizada, gracias a la tecnología del ozono aplicada a atmósferas y superficies.

El objetivo esencial de un tratamiento con ozono no es otro que conseguir un espacio saludable, tanto en lo que respecta a las superficies (mobiliario, techos, suelos, tejidos, paredes y objetos en general) como al aire, y lograrlo además en sus distintas estancias, desde las salas de espera y las salas donde se realizan tratamientos o se recibe consulta.

Determinar los equipos ozonizadores idóneos para responder a estos requerimientos es el primer paso que hemos de dar, siempre previo estudio de cada caso, para así obtener el máximo partido de esta tecnología. De este modo, nos centraremos en las necesidades de desinfección atmosférica, para así obtener un aire limpio, libre de olores, sin virus, bacterias, alérgenos ni elementos nocivos.

También podemos optar por el uso de purificadores de aire que incluyan distintas tecnologías de alta eficacia en desinfección ambiental, entre ellas el ozono. Combinar ozonizadores y modernos purificadores nos permitirá una mayor versatilidad a la hora de optimizar los resultados.

La higiene de superficies de todo tipo también encuentra en el ozono una solución realmente efectiva. Bastará con limpiar suelos, muebles, paredes y, en fin, aquellas superficies y objetos que deseemos desinfectar para obtener resultados inmejorables.

Para este segundo uso puede sernos de utilidad uno o varios ozonizadores de agua de diseño profesional o incluso doméstico, dependiendo de las distintas necesidades. En ambos casos obtendremos agua ozonizada al momento, lista para su uso, incluyendo un profundo lavado de manos, tan necesario en las clínicas médicas.

Por último, los cañones de ozono serán apropiados para realizar tratamientos de choque con ozono en las diferentes habitaciones de un hospital o clínica médica.

Sigue el siguiente link si quieres ver como desinfectar hospitales con ozono y este otro para ver otras soluciones de desinfección ambiental con ozono.

También te puede interesar leer alguno de los siguientes artículos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *