¿Cómo prevenir la alergia al polen en el hogar?

¿Cómo prevenir la alergia al polen en el hogar? Durante la primavera los días se alargan y suben las temperaturas con lo que apetece estar continuamente al aire libre, pero esta estación también puede resultar incómoda para algunas personas que las sufren.

Son diversos los factores que pueden influir en las alergias primaverales en la mayoría de las veces por el polen y el polvo y que suele darse, sobre todo, cuando no hay lluvias abundantes.

Prevenir las alergias al polen en casa

Las alergias son una reacción exagerada de nuestro organismo ante sustancias que son percibidas como agentes extraños, que aunque no llegan a ser peligrosos en la mayoría de las ocasiones, producen  una respuesta del cuerpo dando lugar a los conocidos síntomas alérgicos.

Es durante la primavera cuando abundan y florecen los casos de alergia primaveral, especialmente al polen, ya que es cuando las plantas llegan a producirlos y lo esparcen a través de la atmósfera. El ciprés, el olivo, el acebuche o el plátano, son algunos de los árboles que mayor polinización originan y por tanto los causantes del mayor número de este tipo de alergias.

Cuando el polen aún se encuentra en el árbol o en la planta, es una especie de polvo amarillento que al dispersarse por el aire no se ve y que se origina en el aparato reproductor masculino de su flor para transportarlo hasta el aparato reproductor femenino y producirse la fecundación que da lugar al fruto.

Los síntomas más característicos de las alergias primaverales

  • Constante picor en los ojos o en la nariz
  • Congestión nasal y moqueo
  • Pitos en el pecho
  • Cansancio
  • Ahogos
  • Lagrimeo o enrojecimiento ocular.

Si los síntomas se agravan es aconsejable acudir a la consulta del doctor para que nos recete algún medicamento que consiga aliviar dichos síntomas, aunque también hay algunos medicamentos que ayudan a mejorar los síntomas de las alergias.

La persona alérgica puede tener en cuenta una serie de precauciones de tipo general como conocer los árboles o las plantas que le afectan concretamente y evitar los ambientes contaminados para protegerse de estos síntomas. También es recomendable el uso de un purificador de aire en el hogar, ya que dentro de éste es habitual que el aire esté el doble de contaminado que el del exterior.

Dichos purificadores de aire consiguen eliminar los agentes que se encuentran contaminados en el aire como los ácaros, el polen y el polvo lo que hace que los síntomas de la alergia primaveral se reduzcan considerablemente permitiendo una mejor calidad de vida a la persona afectada.

Clic en el siguiente enlace para ver otras soluciones de desinfección ambiental con ozono.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *