¿Cómo eliminar malos olores en la cocinas profesionales?

¿Cómo eliminar malos olores en la cocinas profesionales? En las cocinas de bares, restaurantes o comedores colectivos de todo tipo, una limpieza adecuada es un aspecto fundamental a la hora de lograr unas condiciones higiénico sanitarias que satisfagan unas mínimas exigencias de salubridad y nos brinden un ambiente libre de malos olores.

El uso de la tecnología del ozono es una solución perfecta por su eficiencia  a la hora de lograr una atmósfera higienizada, desodorizada de forma totalmente inocua y natural.

Eliminar malos olores en las cocinas profesionales no es sencillo por el uso intensivo que se hace en ellas. Además, hay que tener en cuenta que suelen ser lugares concurridos por trabajadores que precisan de una calidad ambiental para realizar su trabajo del modo más satisfactorio posible, y que se trabaja con grandes refrigeradores y con almacenes contiguos que también son una fuente de olores.

Eliminación de olores en cocinas profesionales con ozono

Para cada una de las problemáticas tenemos un dispositivo idóneo, que solventará los problemas de higiene y olores con gran eficacia. En cuestión de refrigeración, pueden sernos útiles desde los ozonizadores de nevera más simples hasta la inyección de ozono en los mismos conductos de las salas refrigeradoras de carnes, pescados o frutas y verduras, para lograr una mayor duración de los alimentos, así como para evitar las mezclas de olores y las contaminaciones cruzadas.

El lavavajillas puede funcionar con ozono inyectado en el agua, con el resultado de una limpieza profunda y desodorizada de la vajilla, que también erradicará todo tipo de olores y bacterias por restos de comida en su interior. Una sencilla instalación permitirá que el agua utilizada llegue ozonizada de forma automática.

El lavado de alimentos con ozono mediante ozonizadores de grifo o convencionales de agua, así como el de cuchillos, tijeras y otros utensiliso de cocina (hay ozonizadores específicos para este uso) nos permite tanto liberar la cocina de olores procedentes de los mismos, ya sea por su preparación como por un deficiente estado de conservación.

Por otro lado, el agua ozonizada no precisa de jabones ni otros limpiadores químicos para lograr la desinfección y desodorización de superficies como suelos, paredes, azulejos, bancadas o de todo aquello que freguemos, como las mismas cazuelas y utensilios.

En cuanto al cuidado del ambiente en el trabajo, un generador de ozono programado transformará una atmósfera cargada en un espacio fresco y oxigenado, en el que el rendimiento laboral será superior. A su vez, y no menos importante, se logrará una neutralización de olores que nos permitirá poder abrir puertas o tener ventanas comunicantes con toda tranquilidad, sin miedo alguno a invadir el comedor con olores intensos que resulten poco agradables.

Igualmente, existe la opción de realizar limpiezas periódicas con cañones de ozono en toda la estancia, que se efectúan durante un breve tiempo sin presencia de personas.

En todo caso, ante la menor duda, el asesoramiento de fabricantes o distribuidores nos orientará al detalle sobre qué modelo y potencia nos interesa para satisfacer cada necesidad. En algunos casos incluso se puede fabricar un equipo de ozono a la medida de exigencias muy concretas para que los resultados tengan todas las garantías y, en suma, sean perfectos.

Sigue el siguiente enlace si quieres ver la solución para desinfectar y eliminar olores en restaurantes.

También te puede interesar leer alguno de los siguientes artículos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *