Conservar carne con ozono

La carne es un alimento muy perecedero por lo tanto para que se conserve en óptimas condiciones y sea correctamente almacenado es normal recurrir al uso de temperaturas muy bajas e incluso a la congelación cuando dicho tiempo de almacenamiento es muy largo. Conservar carne con ozono o pescado puede ser muy beneficioso..

Cuando hablamos de carne estamos haciendo referencia por supuesto a distintos tipos de carnes, también es aconsejable emplear el ozono en la desinfección de granjas de animales, desde el cerdo, ternera, ovejas, buey y la carne de pollos.

En un primer momento al masa muscular de los animales que se encuentran sanos es estéril, o sea que no tiene ningún tipo de microorganismos siendo durante su manipulación cuando se llegan a aportar dichos microorganismos que proceden bien del ambiente o bien de las propias vísceras de los animales, por lo que la aplicación del ozono es necesario que comience en el mismo matadero para reducir y eliminar los microbios que se hayan podido aportar durante el sacrificio.

Conservación de la carne con ozono

Se ha comprobado que una aplicación periódico de ozono en las cámaras de frío de carne puede llegar a prevenir la aparición de los mohos hasta 36 semanas.

Concretamente, en el caso de los embutidos gracias al ozono se llegan a controlar los mohos que aunque es cierto que son necesarios durante el proceso de secado de estos alimentos, en exceso pueden ser perjudiciales.

Ya sea en secaderos naturales como artifíciales, es posible llevar un control de mohos si se utilizan las concentraciones adecuadas de ozono en cada caso. En los secaderos de jamones también se utilizan generadores de ozono porque sus propiedades eliminas los microorganismos de una manera eficaz y actúa como protección ante las alteraciones que pueda sufrir dicho producto por su causa y actuar en la conservación de productos cárnicos.

Aunque el pescado no entra dentro del grupo de estos alimentos es de destacar que es igual o más alterable que la carne y que con el uso del ozono se combate, al igual que con la carne, la aparición tanto de olores no deseados como la descomposición de dicho alimento.

Eso sí, si el pescado no ha sido limpiado en su interior, es decir, continua con sus vísceras, hay que saber que la descomposición comenzará desde allí y el ozono en estos casos sólo podrá prolongar unos días el deterioro inevitable.

Sigue el siguiente enlace si quieres ver soluciones de desinfección de higiene alimentaria con ozono.

También te puede interesar leer alguno de los siguientes artículos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *